Nuevas recetas

Rack de cordero glaseado al suroeste

Rack de cordero glaseado al suroeste



We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Precalienta el horno a 450 grados.


Prepara un ahumador con tus astillas de madera favoritas. Ahumar los chiles serranos, el jitomate y la cebolla durante 20 minutos. Retirar del ahumador y dejar enfriar. Coloca el prosciutto en moldes para muffins para formar 4 tazas pequeñas y colócalo en el horno por 15 minutos. Retirar del horno y dejar enfriar. Deja el horno encendido.


En un tazón pequeño, combine la melaza, las hojuelas de cilantro, la mostaza, el azúcar morena, el chile en polvo, el comino, la salsa habanero, la canela y el clavo. Mezclar bien con un tenedor y reservar.


Cortar la grasa de la parte superior del cordero en forma de cruz. Coloca el cordero en una rejilla para asar y mételo al horno hasta que se haya dorado un poco y los jugos empiecen a correr, unos 15 minutos.


Retirar del horno y untar la mezcla de melaza sobre la parte superior del cordero; vuelva a colocar en el horno y reduzca la temperatura a 400 grados. No cocine demasiado. Use un termómetro para carnes y ajuste la temperatura del horno si es necesario para asegurarse de que el cordero se sirva crudo (125 grados) a medio crudo (130 grados). Retire del horno y vierta el exceso de jugo sobre él.


Pele la piel del tomate y tritúrelo con el chile serrano y la cebolla en una licuadora o robot de cocina. Combine el puré, el caldo de pollo, mitad y mitad y la salsa de chipotle en una cacerola mediana y deje hervir a fuego alto. Agregue la sémola y cocine durante 5-7 minutos, revolviendo con frecuencia hasta que esté listo. Retirar del fuego y agregar el queso.


Vierta cantidades iguales de sémola en los tazones de jamón y colóquelas en platos. Espolvoree chips de tortilla sobre la parte superior del cordero y luego córtelo entre las costillas. Coloque 2 costillas en cada plato. Rocíe una pequeña cantidad de glaseado en un plato y sirva.


Carré de cordero asado

Suscríbase a nuestro boletín para recibir los últimos consejos, trucos, recetas y más, enviados dos veces por semana.

Al registrarse, acepta nuestros Términos de uso y reconoce las prácticas de datos en nuestra Política de privacidad. Puede darse de baja en cualquier momento.

Las costillas de cordero asadas son el mejor platillo para cenas, con un factor sorpresa que es fácil de lograr, ya que muchos carniceros venden las parrillas fritas y listas para usar. El chef Neal Fraser de Grace y los restaurantes BLD en Los Ángeles (ambos tristemente cerrados en diciembre de 2017) nos dieron esta receta simple. Las rejillas se marinan durante la noche en tomillo y romero para obtener chuletas sutiles pero con mucho sabor. Intente servirlos con sabrosas papas oliva o risotto de farro con espárragos y habas.

Qué comprar: El término frenético se refiere a una forma de recortar las parrillas de cordero para que el extremo del hueso de cada chuleta quede expuesto limpiamente. Puede pedirle a su carnicero que lo haga por usted.

Consejos para cordero

Instrucciones

  1. 1 Con un cuchillo afilado, corte toda la grasa del cordero excepto una capa delgada, luego marque con cuidado el lado graso de cada parrilla en un patrón de rayado. Combine las hierbas con 3 cucharadas de aceite de oliva y frote la mezcla por todo el cordero. Sazone bien con pimienta negra recién molida, coloque las parrillas en una fuente para hornear y cubra con una envoltura de plástico. Refrigere por lo menos 8 horas o toda la noche.
  2. 2 Caliente el horno a 425 ° F y coloque una rejilla en el medio. Destape el cordero y sazone bien con sal. Deje reposar a temperatura ambiente mientras el horno se calienta, al menos 20 minutos, luego seque ligeramente con una toalla de papel.
  3. 3 Caliente una sartén grande apta para horno o una sartén de hierro fundido a fuego medio. Cuando esté caliente, agregue las 2 cucharadas de aceite de oliva restantes.
  4. 4 Coloque las parrillas de cordero en la sartén, con la grasa hacia abajo, y dore hasta que estén ligeramente doradas, aproximadamente 6 minutos. Retire del fuego y coloque las rejillas en la sartén “anidando” o apoyando una rejilla contra la otra con los huesos entrecruzados y los lados chamuscados y cubiertos de grasa hacia afuera.
  5. 5 Coloque la sartén en el horno y ase durante 15 minutos, luego reduzca la temperatura a 325 ° F. Continúe asando hasta que la temperatura interna de cada parrilla sea de 130 ° F para medio crudo, aproximadamente de 5 a 10 minutos más. Retirar del horno y dejar reposar de 7 a 10 minutos antes de cortar. Corta cada parrilla entre los huesos en 4 chuletas dobles y sírvelas.

Maridaje de bebidas: Eric Texier Côte Rôtie Vieilles Vignes, Francia. Este clásico y sabroso corte de cordero merece un gran compañero, así que disfrute de este fino Syrah de una de las famosas laderas de esquisto y granito del norte de Francia del Ródano. La evocación del vino de violetas, hierbas, carnes asadas y moras hará cantar al cordero.


Receta simple de costillas de cordero a la parrilla

No siempre comemos carne de res por aquí. Quiero decir, el 99,999% de las veces lo hacemos, pero es bueno poder cambiarlo de vez en cuando con carnes como cordero, salmón o pollo. Ayer estaba en ese estado de ánimo de que siempre podemos comer carne de res. Era hora de registrar el congelador.

& # 8220Check en el congelador & # 8221 suena tan simple, ¿no & # 8217t? No lo es. Abrir el congelador es una empresa y excavar en él es una tarea monumental. Antes de que puedas encontrar el tesoro escondido en la parte inferior, tienes que cavar más allá del hígado que & # 8217 ha estado allí durante un año porque nadie se atreve a comerlo, los tendones (el mismo problema), la carne molida (nada de malo, excepto pura cantidad), osso bucos (mmm, debería hacerlos alguna vez), unos cuarenta millones de palitos de bocadillos y & # 8211ah! ¿Qué es esto? ¿Un costillar de cordero? ¡Eso suena increíble!

Otro problema, sin embargo: sólo había un costillar de cordero. Y somos una gran familia. La única solución posible es cocinarlo rápido, comerlo más rápido y ocultar la evidencia antes de que demasiada gente deambule por la cocina. Unos pocos afortunados están en el lugar correcto en el momento correcto (una niña tiene un verdadero talento para aparecer justo cuando la comida está lista y desaparecer justo cuando es el momento de limpiarla).

Pero en última instancia, esta receta de costillas de cordero a la parrilla vale tanto la extracción del congelador como el secreto. Esta comida se cocina fácilmente en treinta minutos, y si asar a la parrilla normalmente no es lo tuyo, no te dejes intimidar. Con un termómetro para verificar la temperatura final, es bastante sencillo. Casi diría que asar algo es más fácil que meterlo en el horno o en una sartén. Además, sabe mucho mejor.

Esta receta de costillas de cordero a la parrilla es apta para paleo y AIP (solo use aceite de oliva en lugar de mantequilla). Sirva con verduras asadas y una ensalada ligera. O sírvela con lo que quieras. Es tu vida, tu cordero.


Interacciones del lector

Comentarios


Este es uno de mis favoritos de este sitio. Genial para Pascua.


Gran receta y muy sencilla de preparar.


Sustituí la salsa de hongos Porcini por la mostaza & # 8211 y la apliqué hacia el final del tiempo de cocción. ¡El cordero estaba perfectamente preparado!


Sustituí la salsa de hongos porcini por la mostaza y la apliqué hacia el final de la parrilla. ¡El cordero estaba perfectamente preparado!


Muy simple pero sabe a que lo compraste en un restaurante elegante. ¡Haré esto de nuevo!


La quinta vez que he usado esta receta en 2 meses, a mi esposa y a su hijo les encanta. Ahora soy el cocinero especializado para esto, me dijeron. ¡Sabe muy bien!


He usado esta receta 5 veces en los últimos 2 meses. La esposa y el hijo lo adoran, yo & # 8217m ahora conocido como el cordero designado barbacoa & # 8217er. ¡Gran receta buena hasta el último hueso!


Muy buena receta de adobo. Mis chuletas de cordero estaban deliciosas


¡DIOS MÍO! ¡Qué, qué, qué, qué! Esta receta fue fantástica. Acción de Gracias 2017 # éxito
Gracias por este deseo que pudiera publicar una foto.


Esta receta fue fantástica. Tan simple pero sabroso.


Genial cocinado a la perfección. Usé la receta del cordero griego.


Muchas gracias por esta receta.
Seguí las instrucciones y no cambiaré nada la próxima vez.
Muy facil y muy bueno.


¡Tan simple y tan delicioso! Esta será una repetición garantizada en mi casa.


¡Esto fue tan bueno! Hecho para mis padres el 4 de julio. Todos quedaron muy impresionados. ¡¡Gracias!!


Valerie Phillips: S.L. bombero está al rojo vivo en Nueva York cook-off

El bombero de Salt Lake City, Tony Stowe, fue uno de los 10 bomberos que compitieron la semana pasada en la competencia Cook & amp Ladder Competition de Tabasco en la ciudad de Nueva York.

Su receta, Tony's Tabasco Sesame Chicken, superó a cientos de entradas de todo el país para llevarlo a la final.

El gran premio de $ 10,000 fue para Rett Blankenship con el Departamento de Bomberos de Dallas en Texas, por su Rack de cordero glaseado Southwest con sémola ahumada. Fue coronado como el "cocinero de bomberos más popular de Estados Unidos".

Las recetas se juzgaron según los siguientes criterios: originalidad y creatividad, sabor, claridad y presentación de la receta. También debían incluir al menos una de las seis diferentes salsas Tabasco del patrocinador.

Los jueces de este año incluyeron a Leroy Fernández, el bombero de Park City que se llevó a casa el gran premio en 2004, y al chef restaurador Mario Batali, quien presenta "Malto Mario" en Food Network.

POLLO CON SÉSAMO TABASCO DE TONY'S

1/4 taza de salsa de ajo y pimienta Tabasco

1 cucharada de salsa de rábano picante

1 docena de muslos de pollo, sin piel (aproximadamente de 3 1/2 a 4 libras)

Mezcle la salsa de soja, la salsa de ajo y pimienta, el aceite de sésamo, la salsa de rábano picante y el agua en un tazón grande hasta que quede suave. Agrega baquetas. Deje marinar durante al menos una hora en el frigorífico.

2 cucharadas de salsa de soja Tabasco

1/4 taza de salsa de ajo y pimienta Tabasco

1 cucharada de salsa de rábano picante

Semillas de sésamo (usadas más adelante en la receta)

Combine todos los ingredientes excepto las semillas de sésamo en un recipiente apto para microondas. Cocine en el microondas durante aproximadamente un minuto a temperatura alta y luego mezcle hasta que quede suave.

Ase el pollo a 350 F (fuego medio) durante 25-30 minutos, o hasta que los jugos salgan claros, voltee o gire con frecuencia (con cuidado de no quemarse). Comience a cepillar el esmalte después de 30 minutos. Voltee o rote el pollo cada 3-4 minutos. Cepille la mezcla de glaseado en la parte superior y los lados del pollo después de cada rotación hasta que la mezcla desaparezca. Tenga cuidado de no quemar el esmalte. En las dos últimas rotaciones, espolvoree el pollo con semillas de sésamo para cubrir ambos lados.


ON THE ROAD Culture con Adobe

& # x27 & # x27The City Different, & # x27 & # x27 les gusta llamarla, y así es, una embriagadora mezcla de culturas hispana, nativa americana y anglo, con una rápida recarga, estas últimas décadas, de dinero nuevo , mucho dinero, de Texas, California y Nueva York.

Situada a 7.000 pies sobre el nivel del mar en una meseta seductora y ondulada, seca pero no árida, Santa Fe es una frondosa ciudad de imitación de adobe construida alrededor de un núcleo de viejos edificios de adobe, algunos de ellos muy antiguos, como el Palacio de los Gobernadores, el estructura gubernamental más antigua de los Estados Unidos, que durante más de cuatro siglos ha ondeado banderas españolas, mexicanas y estadounidenses.

Con solo 67.000 habitantes, la ciudad tiene una vida cultural digna de una metrópoli europea. El nuevo Museo Georgia O & # x27Keeffe, el extenso e infinitamente fascinante Museo de Arte Popular Internacional y un grupo de nuevas instituciones artísticas alojadas en vívidos edificios del maestro mexicano Ricardo Legorreta han dado nueva vida a una venerable herencia artística. También lo ha hecho SITE Santa Fe, con conciertos, lecturas literarias, grandes espectáculos para uno y dos hombres y grandes bienales de gran alcance, todo en un almacén de cerveza reconvertido.

Cada verano, la magníficamente inventiva Ópera de Santa Fe de 43 años, que se presenta en un nuevo y brillante teatro de James Stewart Polshek en una colina al norte de la ciudad, atrae a visitantes de todo el mundo. El Festival de Música de Cámara anual y los extensos programas de danza y teatro también ayudan a que Santa Fe se sienta, en julio y agosto, un poco como Salzburgo con margaritas. Aquí hay hechicería en el aire. La ciudad, escribió Willa Cather, se encuentra & # x27 & # x27 en la base de montañas verdes y arrugadas con cimas desnudas, montañas con forma de olas, que se asemejan a las olas golpeadas desde un mar plano por un fuerte vendaval. & # X27 & # x27 Hogar ancestral de Pueblo pueblos con tradiciones ancestrales, la región de Santa Fe ha sido un imán para los extraños desde que el hombre tiene memoria.

& # x27 & # x27Casi todo el mundo viene a Santa Fe, tarde o temprano & # x27 & # x27, dijo Sam Ballen, el dueño de La Fonda, el hotel emblemático de la ciudad. & # x27 & # x27Algunos de ellos son lo suficientemente inteligentes como para quedarse. & # x27 & # x27

Los españoles fundaron La Villa Real de la Santa Fe de San Francisco de Asis, la Ciudad Real de la Santa Fe de San Francisco de Asís, a principios del siglo XVII, casi al mismo tiempo que los ingleses fundaron Jamestown. En el siglo XVIII, conquistadores, clérigos y plebeyos siguieron El Camino Real, el Camino Real, al norte de la Ciudad de México. A principios del 19, los vagones llegaron a la ciudad desde Missouri a lo largo del Camino de Santa Fe, y a fines del 19, el caballo de hierro tomó el control, y los colonos llegaron en trenes del Ferrocarril Atchison, Topeka y Santa Fe.

Los artistas se enamoraron de las mágicas montañas de la Sangre de Cristo, cuyos colores cambian con el paso de las horas y las estaciones, y la luz intensa y cristalina que las define con tanta nitidez al atardecer. Los turistas se enamoraron de los artistas, de los tacos y enchiladas, de las gruesas joyas con incrustaciones de turquesas hechas por los indios y de todo el estilo & # x27 & # x27Santa Fe & # x27 & # x27 - relajado pero sofisticado, una mezcla de alfombras de Chimayo , muebles de pino envejecido y espejos con marco de hojalata. Pronto se podía ver en casas de un millón de dólares en Greenwich y Winnetka y probarlo en restaurantes de todo el mundo.

Hoy, sin embargo, el romance suave de Santa Fe se enfrenta a una realidad más dura. El centro está repleto de coches, con Land Rovers y jalopies igualmente inmovilizados en la hora punta. Durante las horas del día en verano, la plaza central pertenece a los turistas. Cerrillos Road es una monstruosidad urbana tan desagradable, llena de moteles y hamburgueserías, como cualquier otra en Estados Unidos.

Los conservacionistas han tomado las trincheras, luchando contra los desarrolladores, y han frenado, si no detenido, la marcha del & # x27 & # x27progress. & # X27 & # x27 Santa Fe tiene solo un aeropuerto diminuto. Eso y la escasez de agua deberían ayudar a evitar que se convierta en otro Fénix, pero algunos de los grandes locales ya están murmurando sobre la Aspenización de su amada ciudad.

& # x27 & # x27De repente, estamos consiguiendo personas que piensan que deberían construir hangares para sus aviones en el aeropuerto, & # x27 & # x27, dijo un residente de la vieja escuela a quien le gustaría levantar el puente levadizo.

Sin embargo, el pasado de Santa Fe sobrevive. & # x27 & # x27La fragancia del pinon llena el aire. Santa Fe es una ciudad de patios donde las malvarrosas asienten, donde los álamos altísimos salpican de sombra. España está estampada en la ciudad. El anciano que duerme la siesta en un banco de la Plaza puede contar entre sus antepasados ​​a un don español que era dueño de un rancho tan grande como Delaware. Las familias todavía llevan nombres como Delgado, Otero, Ortiz y Sena. & # X27 & # x27 Esas líneas, de la era de la Depresión W.P.A. Guía de Nuevo México, no están tan desactualizados 60 años después.

& # x27 & # x27Cada lugar crece & # x27 & # x27, dijo Elizabeth Martin, una mujer de relaciones públicas que vino aquí desde Dallas. & # x27 & # x27Este lugar está creciendo mejor que la mayoría. No tenemos rascacielos y no creo que los tengamos. Se atiende a la escala. La gente piensa que es elegante vivir en un camino de tierra. E incluso los desarrolladores pueden & # x27t quitar las nubes del cielo, los arcoíris y las estrellas por la noche & # x27 & # x27. & # X27 & # x27

El epítome del exceso de Santa Fe, supongo, es Canyon Road, dos millas y media repletas de galerías intercaladas con cafés y restaurantes. Una vez que los artistas vivieron allí, ahora el arte lucha por su lugar con schlock y souvenirs. Muchas cosas a la venta, dijo el dibujante Patrick Oliphant, que pasa los veranos aquí, & # x27 & # x27isn & # x27t mucho mejor que Elvis en terciopelo. & # X27 & # x27.

Pero algo de eso lo es. La Galería Gerald Peters, cerca del comienzo de la calle, vende obras de Albert Bierstadt, O & # x27Keeffe, George Rickey y artistas mucho menores. Igualmente heterogéneas son las mercancías de las cercanas Galerías Nedra Matteucci, que se ocupan de los regionalistas de California y los primeros pintores de Taos. La Galería Morning Star vende exquisitas tallas indias antiguas, cestas, vasijas y joyas de muchas tribus. En el centro, la Galería Andrew Smith vende fotografías de Edward S. Curtis, Ansel Adams y otros magos de la impresión en gelatina.

Dado que Santa Fe es uno de los mercados de arte más grandes del país, le pregunté a Susan Conway, la esposa del Sr. Oliphant y la esposa del Sr. Oliphant, que dirige una galería admirada en Washington, cuál de los comerciantes más pequeños me recomendó aquí. Mencionó a Riva Yarres, Lew Allen, Munson y Allene Lapides por sus pinturas contemporáneas, así como las galerías Conlon Siegal en Gypsy Alley y Canyon Road.

Escondidas en la misma parte de la ciudad, detrás de altos muros y debajo de álamos maduros, manzanos y pinos Ponderosa, se encuentran las hermosas casas de adobe de algunos miembros de la élite de Santa Fe. La Sra. Matteucci y su esposo, Richard, un mayorista de vinos y un consumado cocinero aficionado, poseen uno de ellos, construido en la década de 1880 & # x27, con una placa de azulejos firmada por Diego Rivera en el jardín.

Otra joya, diseñada en la década de 1920 & # x27 por John Gaw Meem, el principal arquitecto del Adobe Revival aquí, pertenece a Roddey Burdine, un miamense desplazado, que la ha llenado de magníficas piezas de nativos americanos e hispanos. En una vida anterior, la casa fue el lugar del matrimonio de Greer Garson con Buddy Fogelson, un operador petrolero. Los dos refugiados de Hollywood vivieron aquí durante muchos años y dotaron varios edificios en el College of Santa Fe.

Para mi esposa Betsey y para mí, la mayor atracción de la escena artística local, el lugar al que siempre nos dirigimos primero, es el Museo de Arte Popular Internacional. Está al sureste de la ciudad, fuera del centro, junto con dos museos dedicados al arte indio. Se planea un museo de arte colonial español para un sitio cercano, para albergar una rica colección, ahora almacenada, de muebles, pinturas y las imágenes talladas a mano de santos llamados santos.

Abarcando más de 125,000 objetos, el museo de arte popular y la colección # x27s comenzó con juguetes, pero ahora incluye casas de muñecas, textiles, trenes en miniatura, máscaras y cerámica de Hungría, India, Senegal, Guatemala, China, en todos los lugares donde los artesanos sin tutela formal han hecho. objetos para entretener, enseñar, retratar o rendir homenaje. Es decir, en casi todas partes.

La colección de Alexander Girard, el gran arquitecto y diseñador que creó el recordado restaurante Fonda del Sol en Manhattan, forma la columna vertebral del museo y llena una enorme galería. Girard compartió con su amigo Alexander Calder un amor infantil por la diversión, y para mí, el espíritu anticuado de Sandro y Sandy está siempre presente mientras deambulo por esa habitación.

Allí y en otras partes del museo se exhiben fragmentos que agitarán la memoria visual de cualquiera que haya viajado mucho: proas de góndola de hierro de Venecia, muñecos anidando de Rusia, una casa de espíritus tailandeses exhibida junto a una pintura de vidrio sirio de un verso. del Corán, un modelo de ciudad estadounidense del siglo XIX, muestras de bordado, una escena de mercado poblada de coloridas figuras de arcilla de América Latina y el Mediterráneo.

Una nueva ala, construida para albergar un regalo de 1995 de Neutrogena y su ex director ejecutivo, Lloyd E. Cotsen, se inauguró el año pasado. En su entrada, el visitante es recibido por un plástico & # x27 & # x27lagoon & # x27 & # x27 lleno de cocodrilos de madera tallada y caimanes de cuatro continentes, una de las exhibiciones que siguen yuxtapone túnicas uzbecas y una bolsa de mano Winnebago, todos en colores primarios.

Al lado, el Museo de Arte y Cultura Indígena tiene una enorme exhibición de cerámica, incluida la cerámica negra sobre negro de María Martínez del Pueblo de San Ildefonso, vasijas profundamente talladas por Margaret Tafoya del Pueblo de Santa Clara y encantadoras figuritas de cerámica. de Cochiti.

Esas y otras obras se muestran dentro de contextos históricos, geográficos y antropológicos bien explicados, y no únicamente como objetos estéticos. La poesía acentúa las exhibiciones, como estas palabras de Luci Tapahonso, un escritor navajo: & # x27 & # x27 Usamos la plata brillante del agua clara, vestimos turquesas hechas de cielos brillantes. & # X27 & # x27

En el centro, el Museo de Bellas Artes, ubicado en un excelente edificio Adobe Revival (1917) por los pioneros del estilo, Rapp & amp Rapp de Denver, mezcla obras de visitantes famosos (como Robert Henri y Marsden Hartley) con las de artistas que vinieron quedarse (como Buck Denton y Gustave Baumann).

Un grabado de John Sloan que muestra a un grupo de mujeres despreocupadas y de minifalda mirando un baile indio captura el malentendido mutuo que a menudo caracteriza las relaciones entre las diversas comunidades de Santa Fe y los turistas, incluso hoy. Sloan subtituló la pieza, & # x27 & # x27Knees and Aborigines. & # X27 & # x27

Un museo más, antes de seguir adelante: el dedicado a O & # x27Keeffe, también en el centro, en un edificio renovado por Richard Gluckman de Nueva York, que hizo lo mismo con el Museo Warhol de Pittsburgh. Posee alrededor de una octava parte de los más de 800 lienzos que la pintora produjo en toda su vida de trabajo en Nueva York, Maine y su último hogar, en Abiquiu, en el norte de Nuevo México.

En sus dos primeros años, el museo ha atraído a 600.000 visitantes. El trabajo casi abstracto de O & # x27Keeffe & # x27 atrae a muchos para quienes la mayoría del arte & # x27 & # x27modern & # x27 & # x27 es desconcertante o repugnante. La exposición actual, que incluye tanto préstamos como elementos de la colección permanente, busca profundizar en grupos temáticos ingeniosamente ensamblados: manzanas, almejas, hojas y toda una sala de flores. Cierra el 17 de octubre.

& # x27 & # x27Ella & # x27s ha sido sobre-iconicizada & # x27 & # x27, dijo Barbara Buhler Lynes, la curadora, quien nos acompañó. & # x27 & # x27 Sellos postales, carteles, postales, pero ella & # x27 es más que eso. Nuestro trabajo es mostrarla en un contexto histórico-artístico. & # X27 & # x27

El O & # x27Keeffe debe su existencia a los nuevos Maecenases de las artes visuales en Santa Fe, John Marion, el presidente retirado de Sotheby & # x27s, y su esposa, Anne, una heredera de Texas. También son los principales impulsores de un par de instituciones en el campus de la Universidad de Santa Fe, el Centro de Artes Visuales y el Instituto de Arte de Santa Fe, que ofrece estudios intensivos con artistas visitantes de renombre mundial como Wayne Thiebaud y Donald Sultan.

Legorreta, el arquitecto más estimado de México, ha creado para las dos instituciones totalmente separadas una serie de edificios deslumbrantes que recuerdan a IM Pei (en los ángulos agudos formados por algunas paredes), Frank Lloyd Wright (en el uso de verticales tiras de ventanas para controlar el sol del suroeste) y casas inglesas (en las torres de claraboyas).

Pero la suma es completamente suya, especialmente el uso de patios y recortes para proporcionar vistas interiores y colores súper saturados. Los exteriores de estuco sin adornos están pintados de un rojo hierro, los patios son de azul Frida Kahlo, rosa Pepto-Bismol, púrpura clemátide y amarillo narciso, el último que brinda un contraste vibrante con el rico cielo azul en lo alto.

El nuevo teatro de la ópera del Sr. Polshek, quien acaba de ser elegido para diseñar la biblioteca del presidente Clinton & # x27s, es igualmente audaz y dramático.

Su característica distintiva es una elegante y amplia curva de techo, similar al que Eero Saarinen diseñó para el Aeropuerto Internacional Dulles cerca de Washington. Apoyado en tirantes de cable colgados de mástiles y revestidos con listones de madera, tiene dos funciones: proteger a los espectadores de los chaparrones de verano que solían empaparlos y reflejar el sonido.

Como en el que reemplazó, los lados del nuevo teatro están abiertos. Así que las estrellas, la luna, la brisa del atardecer y las montañas púrpuras y la majestuosidad (así como la polilla ocasional revoloteando sobre el escenario) son parte de la experiencia. Este año se agregó un sistema de libreto electrónico, similar al del Metropolitan Opera de Nueva York, con tiras de texto iluminadas en el respaldo de cada asiento.

La Ópera de Santa Fe es la larga sombra de un solo hombre, John Crosby, quien la concibió, trabajó y quiso que existiera y se ha desempeñado como su único director general y director de orquesta más ocupado. Dejará el cargo de director general después de la próxima temporada, habiendo presentado 9 estrenos mundiales y 28 estadounidenses, entre ellos Alban Berg & # x27s & # x27 & # x27Lulu, & # x27 & # x27 con elencos que incluyen a James Morris, Bryn Terfel, Dame Kiri Te Kanawa. , Dawn Upshaw y Elizabeth Soderstrom.

Esta temporada demostró la gama Santa Fe & # x27s, desde un nítido & # x27 & # x27Idomeneo & # x27 & # x27 dirigido por John Copley y protagonizado por Jerry Hadley, hasta un conmovedor & # x27 & # x27Dialogue of the Carmelites, & # x27 & # x27 escenificado por Francesca Zambello, a una & # x27 & # x27condesa Maritza irresistiblemente jabonosa, & # x27 & # x27, que hizo que Emmerich Kalman pareciera casi joven de nuevo.

Nancy Zeckendorf, esposa del magnate inmobiliario William Zeckendorf, recaudó gran parte del dinero para la nueva ópera. Ahora está trabajando en un proyecto para convertir un palacio de cine del Renacimiento español, el Lensic, en un escaparate de música, danza y teatro. Albergará las producciones de danza y teatro Santa Fe Stages, otras obras de teatro y el Festival de Música de Cámara, que este año presentó Pinchas Zukerman y Ralph Kirschbaum, entre otros.

Mucho se encuentra dentro del rango de excursiones de un día de Santa Fe, en particular, los antiguos artistas y el pueblo de Taos. Ha sido invadido por turistas y hippies envejecidos, y la boutiquidad prácticamente ha eclipsado a la antigüedad. Pero el Museo Millicent Rogers, que muestra una colección heredera de Standard Oil de los mejores objetos de arte indio, incluidas las joyas de turquesa más espectaculares que he visto, merece una visita. También lo son el antiguo Pueblo Taos, cuya poderosa estructura de cubo sobre cubo conserva su impacto incluso en medio del polvo y los escombros de las multitudes de visitantes, y la pequeña iglesia de fama mundial en Ranchos de Taos.

Fotografiada por Adams y Paul Strand y un millón de turistas & # x27 Nikons, pintada por casi todo el mundo, la iglesia & # x27s West End, sostenida por enormes contrafuertes de adobe, es una obra maestra de la arquitectura vernácula. & # x27 & # x27 Uno casi tiembla en su presencia, & # x27 & # x27, escribió el historiador de arte G. E. Kidder Smith.

Se ha escrito mucho sobre la carretera principal a Taos, y cada palabra vale la pena, un hermoso pasaje desde la meseta hasta la pradera alta. Pero la carretera inferior menos famosa, la Ruta 68, es igualmente cautivadora, siguiendo el río Grande mientras atraviesa un desfiladero a través de las montañas en su viaje desde Colorado a Texas y el Golfo de México.

Otra buena excursión es Los Álamos, lugar de nacimiento de la Era Atómica, y el Monumento Nacional Bandelier, que evoca un día más tranquilo.

En Los Álamos, el Bradbury Science Museum cuenta la historia de la carrera a principios de la década de 1940 y # x27 para desarrollar una bomba atómica antes que los alemanes, a través de una excelente película y varias exhibiciones apasionantes: la carta original de Albert Einstein a & # x27 & # x27F . D. Roosevelt, presidente de los Estados Unidos, & # x27 & # x27 advirtiendo que pronto sería posible la construcción de & # x27 & # x27 bombas extremadamente poderosas de un nuevo tipo & # x27 & # x27, y casquillos de bombas como & # x27 & # x27Little Boy, & # x27 & # x27 cayó en Hiroshima el 6 de agosto de 1945, y & # x27 & # x27Fat Man, & # x27 & # x27 cayó en Nagasaki tres días después.

Cada uno mató a 70.000 personas, ambos cabrían dentro de la sala de estar de una casa estadounidense promedio.

Bandelier, más específicamente, Frijoles Canyon, que se encuentra dentro de él, fue el hogar de los anasazi prehistóricos, que vivían en cuevas excavadas en las paredes de toba rojiza del cañón y en las aldeas de su suelo. Los caminos pavimentados conducen más allá de kivas ceremoniales en ruinas y suben a las cuevas, a través de bosques de enebros e innumerables matas de chamisa azul verdoso y flores silvestres amarillas.

& # x27 & # x27Hay tantas cosas chic en Santa Fe ahora & # x27 & # x27, dijo mi amiga Patricia Perini, que viene aquí a menudo. & # x27 & # x27La gente necesita salir a Bandelier, escuchar el canto de los pájaros y recordar que la magia del lugar estaba ahí mucho antes que nosotros. & # x27 & # x27

Santa Fe está a unas 2,000 millas de la ciudad de Nueva York. Aquí hay una muestra de atracciones, junto con información de viaje.

BISHOP & # x27S LODGE, Bishop & # x27s Lodge Road, (505) 983-6377, fue una vez el refugio privado del obispo Lamy, quien ayudó a construir la Santa Fe del siglo XIX. A cinco minutos en auto del centro de la ciudad, pero un mundo aparte, este complejo de gestión familiar está rodeado por cientos de acres de bosque, entretejidos con senderos para montar a caballo. Finos muebles antiguos del suroeste, canchas de tenis, una hermosa piscina y un abundante brunch dominical completan un paquete muy atractivo. Tarifas de habitación doble: $ 265, domingos a jueves, viernes y sábados, $ 295.

HOTEL ELDORADO, 309 West San Francisco Street, (505) 988-4455. El hotel más grande de la ciudad, con 201 habitaciones y villas cercanas, a menudo tiene espacio en temporada alta cuando otras están agotadas. En una visita reciente, el frente de la casa era un zoológico: el camino de entrada estaba obstruido, los botones inundados, las habitaciones no estaban listas a las 4 de la tarde. Pero las habitaciones están elegantemente decoradas con arte y muebles regionales, y las mejores tienen terrazas, chimeneas y relajantes vistas a las montañas. Tarifas habitación doble: $ 229.

POSADA DEL ANASAZI, 113 Washington Avenue, (505) 988-3030. La ventaja de este hermoso lugar es una excelente ubicación, justo al lado de la Plaza. El inconveniente es que las habitaciones son pequeñas, aunque encantadoras, con techos con vigas pero sin vistas. Una biblioteca provista de títulos en el suroeste es una ventaja. El restaurante es una manzana de la discordia, algunas guías lo llaman el mejor de la ciudad, pero en compañía de otros, encuentro la comida demasiado dulce y, a menudo, innecesariamente elaborada. Tarifas de habitación doble: $ 259 a $ 289.

LA POSADA DE SANTA FE, 330 East Palace Avenue, (505) 986-0000. Después de una extensa renovación, este complejo de lujo reabrió este verano con 40 nuevas habitaciones agregadas a las 119 originales, pero los primeros días produjeron problemas iniciales. Los artefactos coloniales españoles adornan el vestíbulo. Los edificios de adobe, a la sombra de altos pinos, están esparcidos alrededor de seis acres, junto con un spa y una piscina. La Plaza está muy cerca. Tarifas de habitación doble: $ 199 a $ 389.

CAFE PASQUAL & # x27S, 121 Don Gaspar Avenue, (505) 983-9340. Los amantes de la comida de Santa Fe juran por este pequeño rincón festivo, con el lema & # x27 & # x27Panza llena, corazon contento & # x27 & # x27 (& # x27 & # x27Full estómago, contento corazón & # x27 & # x27). La cocina de Katharine Kagel & # x27 es ambiciosa, ecléctica y en su mayoría exitosa: buñuelos de verduras crujientes llamados ghia pakora, flores de calabaza rellenas de queso de cabra, costillas de cordero glaseadas con granada, salmón asado a la parrilla en una hoja de plátano y servido con arroz pegajoso de coco. Chili ristras cuelgan atmosféricamente sobre su cabeza.

CAFE SAN ESTEVAN, 428 Agua Fria, (505) 995-1996. Debo este descubrimiento a Margo True, una ex editora mía con un paladar exigente. Estevan García, un ex monje, trabajó con John Sedlar, un pionero de la cocina del New Southwestern en Los Ángeles, aquí regresa a sus raíces. En una habitación sencilla y sencilla de una casa antigua, sirve la comida de Nuevo México definitiva: un pastel sutilmente condimentado de guacamole y granos de maíz, tamales antiguos rellenos de carne de cerdo desmenuzada y las mejores enchiladas de la ciudad, con salsa de chile rojo Chimayo.

COYOTE CAFE, 132 West Water Street, (505) 983-1615. Es elegante en algunos círculos golpear a Mark Miller, y no me importa mucho su empresa en Washington, Red Sage, pero este es un asunto mucho más serio. Bravo por su plato característico insuperable, Cowboy Steak (un chuletón con hueso), que se añeja durante tres semanas, y los duraznos y arándanos frescos muertos sobre sorbete de yogur, mi postre del verano. El servicio es cálido y experto, y no menos de 53 tequilas complementan la mejor carta de vinos de la ciudad.

GERONIMO, 724 Canyon Road, (505) 982-1500. La multitud de arte local pasa revista aquí, atraída por la cocina moderna y elegante. No te equivocarás con los tacos de lomo de cerdo con salsa de crema de aguacate y habanero, o la jugosa hamburguesa de búfalo a la parrilla con mezquite y cubierta con cebollas rojas a la parrilla, queso provolone, pimientos rojos y mayonesa de anchoas. And the tequila lime tart is a bellringer. Go early at lunch to snare a table on the porch.

HARRY'S ROADHOUSE, Old Las Vegas Highway, (505) 989-4629. Santa Fe loves breakfast, and Harry's, set in the lee of the Jemez Mountains southeast of town, serves one of the best. Waffles, frittatas and puffy french toast are all delicious, but the house triumph is migos, a chili-laced trencherman's scramble of eggs, crisp tortilla strips, tomatoes and chorizo.

EL PARAGUA, 603 Santa Cruz Road, Espanola, (505) 753-3211. Beamed, cavelike, El Paragua has been as steady as the moon and stars for decades. It makes an ideal lunch stop on excursions to Taos or Los Alamos, notable for its carnitas -- chewy mesquite-grilled sirloin tips -- and sopaipillas, feather-light pillows of golden dough with homemade peach preserves.

RISTRA, 548 Agua Fria, (505) 982-8608. David Farrell, ex-Stars and Postrio in San Francisco, cooks one of Santa Fe's best dishes, a bowl of pleasingly plump mussels bathed in a broth enriched with smoky, spicy chipotle chilies and lots of mint. End with the almond butter cake with strawberries, a shortcake con brio.

SANTACAFE, 231 Washington Avenue, (505) 984-1788. Perhaps the planets were out of alignment, perhaps it was the recent eclipse, but Santacafe failed to live up to its exalted reputation the last time we had dinner there. The keen young service team struggled to cope with a crowd in the pretty garden, and of seven dishes we tried, only two were real winners: balsamic-glazed quail and Patrick Markby's fabulous summer pudding, a symphony of berries that could not have been better if Jane Grigson herself had made it.

PALACE OF THE GOVERNORS, 105 West Palace Avenue, (505) 827-6483. Hours: Tuesdays through Sundays, 10 A.M. to 5 P.M. Fridays, also 5 to 8 P.M. (free admission). Admission: $5 free for those 16 and younger. A $10 four-day pass includes admission to the Palace of the Governors, the Georgia O'Keeffe Museum, the Museum of International Folk Art, the Museum of Indian Arts and Culture and the Museum of Fine Arts.

GEORGIA O'KEEFFE MUSEUM, 217 Johnson Street, (505) 995-0785. Hours: Tuesdays through Sundays, 10 A.M. to 5 P.M. Fridays, also 5 to 8 P.M. (free admission). admission: $5 free for those 16 and younger.

MUSEUM OF INTERNATIONAL FOLK ART, 706 Camino Lejo, (505) 827-6350. Hours: Tuesdays through Sundays, 10 A.M. to 5 P.M. Admission: $5.

MUSEUM OF INDIAN ARTS AND CULTURE, 710 Museum Plaza, Camino Lejo, (505) 827-6344. Hours: Tuesdays through Sundays, 10 A.M. to 5 P.M. Admission: $5.

MUSEUM OF FINE ARTS, 107 West Palace Avenue, (505) 476-5072. Hours: Tuesdays through Sundays, 10 A.M. to 5 P.M. Fridays, also 5 to 8 P.M. (free admission). Admission $5 free for those 16 and younger.

SITE SANTA FE, 1606 Paseo de Peralta, (505) 989-1199. Third International Biennial, ''Looking for a Place,'' through Dec. 31. Hours: Wednesdays through Sundays, 10 A.M. to 5 P.M. Fridays, also 5 to 7 P.M. (free admission). Admission: $5, $2.50 students and the elderly. Tours Fridays at 6 P.M., Saturdays and Sundays at 2 P.M.

VISUAL ARTS CENTER, College of Santa Fe, 1600 St. Michael's Drive, (505) 473-6341. Hours: daily, 9 A.M. to 4 P.M. Gratis.

SANTA FE ART INSTITUTE, 1600 St. Michael's Drive, (505) 424-5050. Hours: Mondays through Fridays, 8:30 A.M. to 5 P.M. Gratis. Free public tours on Thursdays at 4 P.M.

SANTA FE OPERA, (505) 986-5955. The next season begins June 30 and runs through Aug. 26.

MILLICENT ROGERS MUSEUM, Museum Road, Taos, (505) 758-2462. Hours: daily, 10 A.M. to 5 P.M. Admission: $6 $5, students and the elderly $1, ages 6 to 16 $12, family groups.

TAOS PUEBLO, Main Pueblo Highway, Taos, (505) 758-1028. Hours: Mondays through Saturdays, 8 A.M. to 4 P.M. Sundays, 8 A.M. to 4:30 P.M. Admission: $10 $8, the elderly $3, ages 13 to 17 free, children 12 and under groups of 5 or more, $8 a person.

BRADBURY SCIENCE MUSEUM, 15th Street and Central Avenue, Los Alamos, (505) 667-4444. Hours: Tuesdays through Fridays, 9 A.M. to 5 P.M. Saturdays through Mondays, 1 to 5 P.M. Gratis.

BANDELIER NATIONAL MONUMENT (Frijoles Canyon), Los Alamos, (505) 672-0343. Visitor's Center open during daylight hours. Admission: $10 a vehicle National Parks/ Wildlife Preserve pass is honored. Free backpacking permit required. No pets. No reservations.


15 Easy Christmas Dinner Menus to Make Planning a Breeze

This year let us help plan the feast, so you can spend time with the fam.

The Christmas season means a lot of things: Shopping for Christmas presents, decorating the tree, watching todos the Hallmark Channel movies, and spending time with family. This year, we may be spending less time with family than we'd like &mdash or having a smaller holiday with closer family. But that doesn't mean that we don't still need to plan out a holiday meal &mdash and having something festive may seem more important than ever.

If you're feeling stuck by what to make this year, take a look at these carefully cultivated, easy Christmas dinner menu ideas, each based around simple themes to help you choose which kind of Christmas dinner best suits you. How about an original, Tex-Mex-inspired Christmas dinner featuring beer-braised chicken, buttermilk and Hatch Chile grits, and Texas-style pimento cheese? Or stick with the classics, like a glazed rack of lamb or a sweet spiced Christmas ham surrounded by decadently roasted winter veggies. Whatever you crave, there's something on our list of Christmas dinner menu ideas that both you and your family will love.

For dessert we've got apple-cheddar crumble pie, along with chocolate bourbon pecan pie or mini brown sugar tarts, any one of which is sure to please the palate. Of course, it's not a true Christmas dinner without a few Christmas party decorations, some gorgeous Christmas table settings, and a Christmas cocktail or two to top off your amazing Christmas dinner menu. Check out our ideas, and get ready to be crowned hostess of the year!

If you're looking to make things just a poco bit fancier, this Christmas menu is what you've been looking for. From the filet mignon main course to rich Christmas side dishes infused with tons of flavor, this menu will leave your family beyond satisfied.

Main Course:

Side Dishes:

A traditional British Christmas dinner looks similar to an American Thanksgiving dinner (which they don't celebrate, of course!). While the list below has British-themed dishes, such as pigs in blankets and fruitcake in the form of cookies, the way to truly make it feel authentic is to whip up a batch of Yorkshire pudding and break open some Christmas crackers.


LEWIS COUNTY BEEKEEPERS' ASSOCIATION

Scroll down for main courses, appetizers, sides, salads, soups, sauces, dips, desserts, healthy breakfasts, & drinks that feature honey. As they say on those chef shows, "please enjoy"!

MAIN COURSES

APPETIZERS, DIPS, & FINGER FOODS

SALADS & DRESSINGS

SAUCES & GLAZES

HEALTHY BREAKFASTS

For more recipes, visit the National Honey Board's "find a recipe"page

plug in your favorite food key words & see what appeals!

Visit http://www.honey.com/recipes, or click here .

Above, "Honey Bee Diner" courtesy of WikiMedia.

Below, blackberry honey, Onalaska, 2011:

The National Honey Board:

“A Feast With Honey”:

In January, the National Honey Board shared recipes for those of us who might like to shed a few pounds without sacrificing taste. These new recipes – Honey-Lime Chicken Skewers , Sunrise Smoothies (with honey, banana, & OJ), & more, are posted on this page.

Below,"Runny Honey," by Scott Bauer, USDA ARS, via Wikimedia Commons: public domain.

Below, beautiful closeup of honey in the comb: "Imkerei THWZ 0203 " by Thomas Zimmermann (THWZ) - Own work. Licensed under CC BY-SA 3.0 via Wikimedia Commons.

Above, some National Honey Board publications.



Copyright 2012 Lewis County Beekeepers' Association. Reservados todos los derechos.

Monthly Meetings are at Centralia College, 701 W. Walnut St., Centralia WA 98531
Centralia , WA 98531
fax: N/A
rick .battin @gmail .com


Apricot-Glazed Lamb Chops


1. In shallow baking dish, combine 1/2 cup of the reserved apricot liquid, oil, vinegar and salt. (Reserve remaining apricot liquid for sauce.) Place lamb chops in apricot mixture, turning to coat all sides. Refrigere 30 minutos.

2. Remove chops from marinade, reserving marinade. Place lamb chops on broiler pan. Broil 4 to 6 inches from heat for 9 to 11 minutes or until browned and of desired doneness, turning chops and basting occasionally with reserved marinade.

3. Meanwhile, reserve 8 apricot halves for garnish. In blender container or food processor bowl with metal blade, combine remaining apricots and reserved apricot liquid, brown sugar, cornstarch, allspice and orange juice. Blend or process 1 minute or until smooth pour into small saucepan. Cook and stir over medium heat until thickened.

4. To serve, arrange lamb chops on serving platter garnish with reserved apricot halves. Serve with warm apricot sauce.

Nutrition Information Per Serving: Serving Size: 1/4 of Recipe * Calories: 330 * Calories from Fat: 160 * % Daily Value: Total Fat: 18 g 28% * Saturated Fat: 3 g 15% * Cholesterol: 40 mg 13% * Sodium: 170 mg 7% * Total Carbohydrate: 28 g 9% * Dietary Fiber: 2 g 8% * Sugars: 23 g * Protein: 13 g * Vitamin A: 30% * Vitamin C: 8% * Calcium: 2% * Iron: 10% * Dietary Exchanges: 2 Fruit, 2 Lean Meat, 2 Fat or 2 Carbohydrate, 2 Lean Meat, 2 Fat

Nutritional Facts:

Esta Apricot-Glazed Lamb Chops recipe is from the Cook'n with Pillsbury Cookbook. Download this Cookbook today.


Classic Rack of Lamb

Ingredientes

  • 1 or more Frenched* lamb rib racks with 7 to 8 ribs each (1 1/4 to 2 pounds for each rack, figure each rack feeds 2-3 people)
  • For each rib rack:
  • 2 teaspoons chopped fresh rosemary
  • 1 cucharadita de tomillo fresco picado
  • 2 dientes de ajo picados
  • Sal
  • Pimienta
  • 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • *Typically you will buy a rack of lamb already "Frenched", or cut so that the rib bones are exposed. You can also ask your butcher to french them for you. For directions on how to French them yourself, see How to French a Rack of Lamb.

Método

Rub rib rack(s) all over with mixture of rosemary, thyme, and garlic. Sprinkle with freshly ground black pepper. Place in a thick plastic bag with olive oil.

Spread oil around so that it coats the lamb rack(s) all over. Squeeze out as much air as you can from the bag and seal. Place in a container so that if the bag leaks, the container catches the leak.

Marinate in the refrigerator overnight, or at room temperature for 1 1/2 to 2 hours as the lamb is coming to room temperature in the next step.

Remove lamb rack from refrigerator to 1 1/2 to 2 hours before you cook it so that it comes to room temp. (If the meat is not at room temperature it will be hard for it to cook evenly.)

arrange the oven rack so that the lamb will be in the middle of the oven.

Score the fat, by making sharp shallow cuts through the fat, spaced about an inch apart.

Sprinkle the rack all over with salt and pepper. Place the lamb rack bone side down (fat side up) on a roasting pan lined with foil. Wrap the exposed rib bones in a little foil so that they don't burn.

Place the roast in the oven roast at 450°F for 10 minutes (longer if roasting more than one rack), or until the surface of the roast is nicely browned.

Then lower the heat to 300°F. Cook for 10-20 minutes longer (depending on the size of the lamb rack, if you are roasting more than one rack, and how rare or well done you want your lamb), until a meat thermometer inserted into the thickest part of the meat 125°F on a for rare or 135°F for medium rare. Remove from oven, cover with foil and let rest for 15 minutes.

Cut lamb chops away from the rack by slicing between the bones. Serve 2-3 chops per person.


Ver el vídeo: Carré de Cordero Glaseado. chef Ezequiel Álvarez (Agosto 2022).